Blogia
REVISTA DIGITAL MENTES-INQUIETAS

XIU XIU NOS TRAEN

FECHAS DE CONCIERTOS POR ESPAÑA 

28 TARRAGONA Sala Zero)

29 MADRID (Café la palma)

30 CASTELLON (Ricoamor)

31 VALLADOLID (Malbicho) 

 

1  VIGO (Vademecwm)

2 LEIRIA (Teatro Miguel Franco)

3 GIJON (Festival Intersecciones)

4  BARCELONA (Festival Primavera Sound)

“La Foret” es la nueva colección de canciones grabadas por Xiu Xiu: once temas oscuros, intensos y expresivos, que muestran una vez más el poderío lírico de Jamie, su desgarrada voz y su personal manera de enfocar las relaciones humanas. Cercano a las coordenadas musicales de Joy Division, Suicide, Arvo Part o los Swans y a las literarias de Dennis Cooper, Xiu Xiu se muestran más ruidosos y cortantes que nunca, aunque con cabida para el pop heterodoxo de “Pox” o “Bog People”, muestras de un universo tan complejo como sugerente.

 

 

Que las apariencias engañan, al menos en algunas ocasiones, no por trillado resultará menos cierto. En el caso que nos ocupa, pudiera no ser evidente asociar a dos chicos tan sociables y sonrientes como Jamie Stewart y Caralee McElroy, a los que el público español tuvo la oportunidad de conocer en persona durante su gira del pasado año por nuestro país, con los protagonistas de las a veces tan cruentas e hirientes historias de Xiu Xiu. Y aunque sorprenda, ese joven que tan amablemente pedía un té para templar la voz antes de cada concierto, es el alma mater de este proyecto que nació hace cinco años en San Jose, California, de la mano de Cory McCullough, Yvonne Chen, Laurie Andrews y el mencionado cantante y guitarrista. Habrá que reconocer que la actitud de Jamie y Caralee sobre las tablas consistía en coger varios de los múltiples aspectos que el grupo exhibe en disco, quizás soterrados algunos de ellos, para sacarlos a la luz y adaptarlos en un caudal constante de pasión, intensidad y energía comunicativa. Muchos se sorprendían: “¡Xiu Xiu se pueden bailar!”. Y tanto que sí. En su música siempre se ha podido rastrear una constante búsqueda por la melodía, un sentido de lo urgente y de lo epidérmico.

 

 

La cuestión -lo bueno, en realidad- es que hablamos de un grupo poliédrico y ecléctico, al que desde sus inicios, con los largos “A Knife Play” y “A Promise” (editados por 5 Rue Christine en Estados Unidos y por Tomlab en Europa, el primero en el año 2002 y el segundo sólo doce meses después), resultó muy difícil de encasillar. Con “Fabulous Muscles”, lanzado el año pasado por Acuarela, llegó un punto más de reconocimiento por nuestras tierras, que se vio intensificado muy poco tiempo después tanto por la buena acogida de su precioso CD-EP “Fleshettes” como por los impactantes conciertos que ofrecieron.

 

 

“La Foret” es la nueva colección de canciones grabadas por Xiu Xiu, una selección que comprende once temas oscuros, intensos y expresivos, que muestra una vez más el poderío lírico de Jamie, su desgarrada voz y su personal manera de enfocar las relaciones humanas. Según el propio compositor, “Saturn” describe su deseo, “inspirado por el cuadro de Goya donde Saturno engullía a sus propios hijos, de violar al presidente de Estados Unidos hasta la muerte, para luego comerme su cadáver”; “Baby Captain” es “una oda de amor familiar hacia mi hermano, para ofrecerle mi apoyo y desearle que recomponga su corazón roto” y “Muppet Face” habla sobre “un gato muerto y el entendimiento de cuán jodida está mi sexualidad, y lo mal que lo llevo”.

Como comprobarán, no precisamente la alegría de la huerta. Pero incluso si afirmamos que probablemente su nuevo álbum se muestra inicialmente más abigarrado y oscuro que su predecesor, y que conserva la afición por sumergir sus melodías en ambientes ruidosos y reverberantes, no faltan aquí el aliento pop y los acordes pegadizos. Si “Clover” arropa la entrecortada voz de Jaime entre vibráfonos y “Mouse Toy” despega a golpes de percusión incómoda, “Pox” y “Bog People” no desentonarían en el cancionero de Disco Inferno; cuando “Rose of Sharon” acongoja con teclados catedralicios y “Ale” se revuelca entre clarinetes, “Dangerous You Shouldn’t Be Here” abraza la faceta más ambiental y “Yellow Raspberry” concluye el disco desatando toda su emoción como si fuera el final del “Still”de Joy Division. Producido de nuevo por Cory McCullough, “La Foret” indaga aun más profundamente en un universo tan complejo como sugerente.

::MENTES-INQUIETAS::

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres